1er encuentro Internacional de Migrantes

 

 

CARTEL 1ER ENCUENTRO

El próximo 18 de diciembre en el marco del día internacional del migrante, se llevará a cabo el Primer Encuentro Internacional de Migrantes “Ellos tienen la palabra”. Este primer encuentro no solo busca  intercambiar desde la realidad que viven los migrantes en tres países como México, Marruecos y España, experiencias migratorias; sino construir un primer diálogo internacional sobre las políticas migratorias locales y globales y sus efectos en el día a día de las poblaciones migrantes. En este encuentro contaremos con la presencia de migrantes de Guatemala, Honduras, El Salvador, México, Marruecos, Nigeria, Senegal, Mauritania, Siria, entre otros. La transmisión se podrá seguir a través de la página electrónica del Colegio de la Frontera Norte (COLEF) La cita es en la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad de Granada España.

España: Entre la encrucijada étnica y la migración

https://www.facebook.com/profile.php?id=100009894709248

Iberoamericamigrante

iberoamericamigrante@gmail.com

Resumen

En 1959 Miguel León Portilla publica la visión de los vencidos. Este libro pone en el centro del debate antropológico – sociológico la necesidad de tener presente la perspectiva y la imagen del otro, para y de allí, ser un punto de partida para una nueva historia construida desde la otredad. Cincuenta y cinco años después de la obra de Miguel León Portilla, el Rey de España, Felipe VI, hizo del 12 de octubre 2015 “el día de todos”. En un momento en el que la política migratoria de España, se erige como el modelo ante sus homólogos europeos, por su eficacia en el control, contención y securitización de los flujos migratorios, nos preguntamos ¿Significa lo mismo para las minorías étnico-culturales radicadas en España el denominado día de todos, o solo es la autoafirmación de un paisaje imaginario plural discrepante de la realidad?

Palabras clave: Migración, España, etnicidad, cultura

Todos no es igual a todos

El 12 de octubre del 2015 a los pies de la estatua de la Reina Isabel I se ha depositado una corona de flores y en los mástiles laterales que bordean el perímetro del monumento, se ondean las banderas de España, Portugal y Andalucía. Como todos los días decenas de turistas buscan el mejor ángulo para capturar la mejor toma de este icónico personaje de la historia de España. Acompañada de la imagen de Cristóbal Colón quien yace de rodillas frente a la reina Isabel configuran la escena del lienzo de la Alhambra. Algunos turistas curiosos buscando enterarse un poco más del monumento en cuestión, lo observan detenidamente mientras y a paso lento, caminan a su alrededor. Sin mayor alusión al día, el significado de la estatua y la fecha pasan inadvertidas ante este paisaje urbano y cosmopolita, donde el lienzo de la Alhambra al igual que el monumento en cuestión, han pasado a ser un suvenir más de una ciudad donde su significado y el significado mismo de la historia, esta tazado por el valor de la oferta y la demanda.

Mientras que para el ayuntamiento de Granada donde se suponen yacen los restos de la Reina Isabel el 12 de octubre pasa sin más sobresalto, en Madrid acompañado de un desfile militar, el Rey Felipe VI declaró esta fecha como “el día de todos”. En la página del Ministerio de Defensa de España, se publicita un spot aludiendo a esta fecha en donde y en escasos 21 segundos, tiempo que dura el comercial, se ven personas que avanzan hacia la cámara, mientras el narrador dice: “Hay un día muy importante para todos, un día en el que compartimos esfuerzos, ilusiones, esperanzas, colores (se enseña en esta toma la bandera de España), un día que es de todos y queremos celébralo con todas nuestras fuerzas, 12 de octubre día de la Fiesta Nacional, El día de todos” (Ministerio de Defensa 2015).

A poco más de siete mil kilómetros en América, el 12 de octubre tiene una connotación diametralmente distinta. En Venezuela y Nicaragua, es conocido como el “día de la resistencia indígena”, en Bolivia es “el día de la descolonización”, en México es el “día de la raza” y para Cuba el 12 de octubre no tiene un significado trascendente. Más no así el 10 de octubre, día en el cual pero de 1868, se inició la gesta de independencia contra la corona española.

Pese a que el festejo del 12 de octubre surgió en 1913 como un proyecto auspiciado por la asociación Unión Ibero-americana y por el ex-alcalde de Madrid y ex-ministro·Faustino Rodríguez San Pedro, a lo largo de las subsecuentes décadas fue adquiriendo una connotación y objetivo distinto. La idea del descubrimiento fue sustituido por la reivindicación y sobre todo como, contra-discurso a la narrativa colonial que había permeado por casi cuatro siglos. El otro, como sujeto y punto de partida donde comenzó la reivindicación del 12 de octubre, se proyecta hasta el día de hoy como un ser con derecho y a derecho a ser reconocido dentro de la Historia (la Historia con mayúscula simbolizando la historia universal) a partir y desde su propia historia.

La necesidad por tanto de deconstruir la Historia y reconstruirla desde horizontes como el de León Portilla, avivaron en muchos frentes las luchas sociales en América Latina. Ideologías como la teología de la liberación, se sumaban a los movimientos comunistas, socialistas, anarquistas, obreros-sindicales, campesinos y estudiantiles para teñir lo que Fidel Castro llamó en La Segunda Declaración de la Habana, “la América de colores”. La lucha por la reivindicación de los pueblos indígenas se propagó a largo y ancho del continente americano, configurando una nueva dinámica social y por supuesto nuevas formas de lucha y resistencia, que se alejaron en un nivel, de ese paisaje imaginario iberoamericano forjado a principios del siglo XX (Lander 2000).

Deconstruir para reconstruir la historia desde el otro, demandó y hasta la fecha, una nueva arquitectura epistemológica que sea un contrapeso a lo que Enrique Dussel, Edgardo Lander, Anibal Quijano, Walter Mignolo, Aníbal Quijano, Arturo Escobar, definieron como saberes coloniales (Dussel; Lander; Quijano; Mignolo Escobar en Lander 2000). Saberes que parten de un sistema dicotómico y eurocéntrico donde categorías como lo civilizado, se contrapone a lo primitivo ordenando de forma estructural y vertical los mecanismos aproximativos desde Occidente hacia el otro.

En un intento (desde mi lectura) por horizontalizar este saber colonial y eurocéntrico, la casa real de España proclamó el 12 de octubre el día de todos. Antes de pasar a la deconstrucción de lo que significa el día de todos, conviene aportar algunos datos estadísticos en cuanto a la composición de la población inmigrante radicada en España, para comprender el significado profundo de la idea de un día de todos.

Para inicios del 2014, la población extranjera (señala el Instituto Nacional de Estadística INE) se redujo en 396.658 personas (un 7,82%) hasta situarse en 4.676.022, debido al efecto combinado de la emigración y de la adquisición de nacionalidad española (INE 2014: 4) El principal grupo inmigrante radicado en España, es el rumano con 730 mil, le sigue el marroquí con 714 mil. De los países de América, Ecuador ocupa el cuarto lugar con 213 mil, Colombia el sexto con 172 mil, Bolivia el décimo con 127 mil, Perú en treceavo lugar con 84 mil y por último Argentina con 81 mil (INE 2015:4). El total de los inmigrantes americanos mayoritariamente representativos, alcanza los 677 mil inmigrantes, aproximadamente una sexta parte del total de la población migrante radicada en España.

Si del total de la población extranjera radicada en España, eliminamos a los pertenecientes a la Unión Europea (Reino Unido, Italia y Rumania) Solo Marruecos en primer lugar, Ecuador en segundo, Colombia en tercero y China en cuarto lugar representarían la población inmigrante no europea.

Si diferenciamos entre la población inmigrante europea y no europea, es porque histórica y recientemente tanto política como económicamente sin descartar la arista etno-cultural, existe un sistema clasificatorio que dictamina quien si puede y quien “no puede” vivir en España. El Tratado Schengen de 1985 por el cual se suprimen las fronteras al interior de los países miembros de la Comunidad Económico Europea, facilita la movilidad entre europeos, a la par que se desarrollan los mecanismos comunitarios de control migratorio (López 2012). Mientras en un nivel hay una flexibilidad de movilidad de ciudadanos de países miembros del Espacio Schengen, en otra órbita el resto de la población hablando en términos globales, tiene que cumplir mayor o menormente un sistema de requisitos (visado) para poder ingresar y dependiendo de la función que vaya a realizar, es el tiempo de estancia (Ríos 2015).

Este primer sistema clasificatorio normado por la política migratoria europea, rompe de tajo con el imaginario no solo de una Iberoamérica heterogénea pero integrada, sino con el núcleo del concepto monárquico de “todos”. En la España de la Unión Europea, el todos no es igual a Todos (entendiendo el Todos con mayúsculas la universalidad) y queda definido en el spot que publicita el Ministerio de Defensa para promocionar el día de todos. En la composición de imágenes, se alcanza a distinguir nítidamente a solo una persona de piel oscura, sin hacer alusión a la diversidad de género, étnico o racial, que en todo caso configurarían con mayor aproximación la idea del Todos. Así y aunado a ello, el que antes fuera el día de la hispanidad y ahora el día de Todos, el gran ausente fueron las minorías de americanos radicados en España. De este modo, la política restrictiva de migración en España, ha derivado como se observa en los datos estadísticos aportados por el INE, en un saldo inmigratorio negativo (INE 2015). De este modo el paisaje de una España plural configurada con apenas un 10% de inmigrantes (4.676.022 de inmigrantes incluyendo los ciudadanos de los paises comunitarios) invita a reflexionar sobre el significado profundo que esconde el concepto “todos”.

Si desplazamos el lente aproximativo del dato estadístico, al dato cualitativo observaremos una polarización en cuanto al significado no solo de la fecha, 12 de octubre, sino también en torno a la idea de “todos”. En Ecuador, país número uno en inmigración en España, se discutía la necesidad de reconocer y sobre todo rectificar el verdadero significado de la fecha, a partir de la promoción del dialogo entre las diversas culturas y saberes, para de allí, construir una política pública basada en la inclusión de Todos y no de todos (Agencia Pública de Noticias del Ecuador 2015) En este sentido se señala en la nota de prensa de la Agencia Pública de Noticias del Ecuador la promulgación de leyes como la Ley de Interculturalidad, La Ley de Aguas, o la creación del Consejo de Igualdad entre otras.

Mientras que en América Latina el 12 de octubre es una fecha para la reflexión en torno a la necesidad de construir una ciudadanía pluricultural y multiétnica, en España el diario El País publicaba a título de nota La Falange y Democracia Nacional queman seis “estelas” en su versión electrónica de 12 de octubre del 2015 que;

Unos 300 seguidores ultraderechistas han marchado este lunes por la montaña de Montjuïc donde han reivindicado la españolidad de Cataluña. Los manifestantes se han mostrado nostálgicos de épocas franquistas y han reclamado a gritos la unidad de España, incluso solicitando la “cámara de gas” para aquellos que la cuestionan. Democracia Nacional y La Falange han sido los dos principales grupos, además del Movimiento Católico Español, que se han concentrado esta mañana a las 11.30 en la plaza España. Tres centenares de ultraderechistas procedentes de varios puntos de España se han trasladado hasta allí para celebrar el Día de la Fiesta Nacional. Una vez concentrados han comenzado las amenazas a los separatistas y las advertencias a gritos: “No nos engañan, Cataluña es España” o “España una y no 51”. Entre las proclamas destacaban: “No son refugiados, son invasores” en referencia a los refugiados sirios y continuaban los gritos racistas con “ayudas sociales para los nacionales”. (Congostrina, en El País 2015)

Si bien no es nuevo escuchar o leer en los medios de comunicación, agresiones hacia las minorías étnico-culturales, más en un momento de profunda tensión particularmente al interior de la Unión Europea, como resultado de las de refugiados e inmigrantes de Medio Oriente y África; lo cierto es que el nivel de radicalización xenofóbica y racista, ha trascendido su actuación localista y contenida en células específicas de la ultraderecha. En la Unión Europea, la consolidación de Partidos como el Partido por la Independencia del Reino Unido (UKIP), la Unión por el Futuro de Austria (BZO) o el Frente Nacional francés, por mencionar algunos, comienzan a dirigir las riendas de la agenda política en materia migratoria.

Lejos de potencializar el aporte y enriquecimiento que los flujos migratorios proporcionan a los países de acogida, partidos políticos, líderes de opinión, e incluso programas televisivos como “La que se avecina” o “Aida” (estos últimos producidos en España) exacerban, en el caso de “Aida” a través de la sátira, las relaciones de domino y superioridad basadas en aspectos étnicos-raciales y culturales, así como en la desventajosa situación en la que se encuentra el inmigrante frente al español. Ejemplos como el personaje de Mauricio Colmenero y “Machu-pichu” (ambos de la serie de Aida) entronizan el estereotipo del indígena inmigrante suramericano, sumiso y dispuesto a los más despreciables tratos (Machu-pichu) y el pequeño burgués formado en la ideología de las alas más radicales de la ultraderecha franquista (Mauricio Colmenero).

Las prácticas xenofóbicas y raciales que unen a al dueño del bar y a un inmigrante suramericano, bien podrían sin afirmar pero tampoco sin negar, el pulso cotidiano de la sociedad española frente a la inmigración. Más allá de si estos programas de televisión retratan la hipérbole de realidad española, lo cierto es que construyen un paisaje en lo que Appaduria llamó, el imaginario de la sociedad (Appadurai 1996).

La construcción de los imaginarios desde los medios de comunicación para aproximarse a la realidad, ha sido un horizonte ampliamente discutido en las ciencias sociales. Desde los Mecanismos ideológicos del Estado de Louis Althusser, La Sociedad del espectáculo de Guy Debord, sobre la televisión de Pierre Bourdieu, hasta Homo videns de Giovanni Sartori, todos coinciden en los aportes positivos que por ejemplo la televisión como instrumento de concientización social, puede en todo caso, desembocar; sin embargo, a manos del Estado (Althusser: 2005) o instrumentalizada para satisfacer y llenar lo que Debord (1979) Sartori (1998) y Giménez (2006) consideraron la decadencia de lo social, deriva en la multiplicidad de programas televisivos, prensa o radiofónicos, que lejos de mostrar objetivamente lo positivo y negativo por ejemplo de la migración, exacerban y construyen clichés que encasillan a los sujetos (migrantes) en arquitecturas atemporales que se reproducen generación tras generación. En este sentido Lorentz (2011) observa la inherente contradicción entre una realidad conformada por múltiples grupos étnicos que construyen un caleidoscopio multicultural al interior del Estado y la Nación española y el Estado-nación como una comunidad imaginada como homogénea y con una sola identidad (Lorentz 2011: 157)

No es entonces de extrañarse el aislamiento y atomización de las minorías étnicas radicadas en países como España. Los estudios antropológicos de corte socio-cultural en torno a bolivianos, ecuatorianos, peruanos colombianos, nigerianos, marroquís, e incluso rumanos y gitanos, coinciden en la existencia pasiva o activa de mecanismos socio-culturales excluyentes, en donde los arquetipos promovidos por los medios de comunicación, reafirman las pautas de exclusión social promovidas desde el Estado (Carbonell 2000) (Castaño y Olmos 2015). El día de todos, no fue precisamente el día de Todos en España. Si bien alcaldes como el de Cádiz o Barcelona ocuparon la fecha para posicionar en los medios de comunicación un sentir critico en torno a la construcción de la historia desde la visión de los vencedores, lo cierto es que en la práctica, la ausencia de espacios y falta de mecanismos político-sociales para promover la reivindicación, tolerancia y apertura hacia el otro, desde el centro del poder; reflejan el maniqueísmo del discurso decolonialista promovido por el pensamiento latinonamericanista que pugna por una verdadera reivindicación no sólo discursiva sino práctica.

A manera de conclusión

Ante este escenario en pleno 2015 con decrecimiento del flujo inmigratorio, con la instauración de políticas de seguridad como la Ley Orgánica de Seguridad Ciudadana, con un debate sobre la acogida de refugiados, conviene preguntarse y en el marco de la mesa: inmigración, transformación social, e identidad, ¿En qué dirección las comunidades de inmigrantes en España están transformando la sociedad de acogida y qué lugar ocupan las comunidades inmigrantes en el paisaje imaginario del concepto de “todos” promovido por la monarquía española?

Si bien es cierto que el gobierno español ha promovido programas de integración como las Aulas Temporales de Adaptación Lingüística (ATALES), es importante resaltar que integración, no es igual a promoción de la diversidad étnico-cultural. Desde principios del siglo XXI, ha habido un intenso debate sobre el papel de la inmigración en España y cómo se articulan, superponen o distancian órbitas en la que se mueven las poblaciones inmigrantes en España, la política migratoria del Estado español y los intereses de la ciudadanía. Para Carbonell (2000) la cultura a principios del nuevo siglo, era sin duda un factor clave de discriminación, ello principalmente por que la idea de un Estado-nación multicultural, rompía con el paradigma hegemónico donde la nación tiene una sola identidad y esa identidad es homogénea (Carbonell, 2000; Ignasi, 2000) A lo largo de los últimos quince años, este paradigma del Estado-nación homogéneo se ha sostenido con apenas algunas variaciones.

Durante los primeros años antes de la crisis del 2008, las poblaciones inmigrantes por ejemplo subsaharianas o latinoamericanas, seguían siendo observadas en España, bajo el panóptico eurocentrista civilizatorio, étnico-racial y cultural (Diao 2006). Incluso y pese a que, desde la década de los noventa del siglo XX, George Borjas proponía un modelo teórico para derribar los mitos en torno a las posturas político-económicas que observaban en la migración un factor de riesgo para el empleo de la gente nativa (Borjas en Vincéns 2005); la idea de contener en niveles mínimos a las poblaciones inmigrantes en España se propagó con profundas radicalizaciones durante los años de la crisis económica 2008-2012 (Mullor 2011; Basabe y Bobowik 2013)

Hasta el día de hoy, no ha habido un verdadero cambio estructural en torno a la postura desde el Estado sobre el papel de las poblaciones inmigrantes en España. A ello se suma la idea generalizada promovida por los medios de comunicación, en torno a los “riesgos” que entraña la idea de una España multicultural. El ejemplo más idóneo de esto último, lo aporta la idea de una islamización de España, como producto de la llegada de refugiados sirios. Es pues entonces que en el imaginario de una España de todos, en el concepto “todos”, subyace una exclusión estructural donde no hay una verdadera cabida a la diversidad y enriquecimiento que aportan las comunidades inmigrantes radicadas en España.

Referencias

Agencia Pública de Noticias de Ecuador (2015) Fecha de consulta 13/octubre/2015 Disponible en. http://www.andes.info.ec/es/noticias/12-octubre-recuerda-ecuador-dia-plurinacionalidad-e-interculturalidad.html

Althusser Louis (2005) Los aparatos ideológicos del Estado. Ed. Nueva Visión. Argentina

Appadurai, A. (1996) Modernity at large. University of Minnesota press. Minnesota.

Basabe Nekane y Bobowik Magdalena (2013) Estatus grupal, discriminación y adaptación de inmigrantes latinoamericanos y africanos en España. En Psicoperspectivas individuo y sociedad. Vol. 2 No. 1. Pp 5-29. España.

Borjas, G. “The Labor Demand Curve is Downward Sloping: Reexamining the Impact of Immigration on The Labor Market”. Quarterly Journal of Economics. Pg 1335-1374 en Vicéns, O. (2005) Impacto económico de la inmigración sobre el mercado laboral. Instituto L.R. Klein – Centro Gauss. U.A.M. D.T. nº 10. Abril 2005.

Carbonell Frances (2000) Desigualdad social, diversidad cultural y educación en la inmigración extranjera en España. En Fundación la Caixa. España. Pp. 99-118

Congrostina Alfonso (2015) La Falange y Democracia Nacional queman seis estelades. Fecha de consulta 12/octubre/2013 Disponible en http://ccaa.elpais.com/ccaa/2015/10/12/catalunya/1444650753_806074.html?rel=vid

Debord, Guy ( ) La sociedad del espectáculo. Ed. Pre-textos

Diao, Aliou (2006) Las migraciones africanas: su impacto en el desarrollo. En I Congreso Internacional sobre desarrollo humano. Madrid.

García Castaño, F. J., Olmos Alcaraz, A., & Ouafaa, B. O. (2015). Inmigración, crisis y escuela. Migraciones, (37), 239–263

Giménez Gilberto (2006) Teoría y análisis de la cultura. Ed. CONACULTA. México

Giovanni Sartori (1998) Homo videns. La sociedad teledirigida. Ed. Taurus México.

INE (2014) Cifras de Población a 1 de enero de 2014 Estadística de Migraciones 2013. Disponible en http://www.ine.es/prensa/np854.pdf

Lander Egardo (2000) La colonialidad del saber: eurocentrismo y ciencias sociales. Perspectivas latinoamericanas. CLACSO. Argentina.

Lorentz David (2011) Migración y ciudadanía. Un estudio sobre la apertura de los inmigrantes hacia los valores de la sociedad española, según su estatus migratorio. En Revista Internacional de estudios migratorios. CEMyRI. UAL. Vol. 1 Pp. 151-170

Ministerio de Defensa (2015) Fecha de consulta 12 de octubre 2015 http://www.defensa.gob.es/12octubre/

Mullor Monica (2011) Inmigrantes subsaharianos una aproximación a las claves de la exclusión. En Cuadernos de la EPIC No. 5. España.

Ríos, V. Aldo (2015) La Unión Europea y Marruecos: Encuentros y desencuentros en torno a la migración subsahariana en la frontera hispano-marroquí. En VIII Congreso Internacional de Migraciones. UGR. España

Soriano, Ma. y Rico, J. (2012). Políticas de integración y asentamiento migratorio. En A. Izquierdo y W. A. Cornelius (Ed.), Políticas de control migratorio Estudio comparado de España y EE.UU. (pp. 213-251) España: Ediciones Bellaterra.

Entre las concertinas y la Yihad: Los refugiados de Medio Oriente en la Unión Europea

Entre las concertinas y la Yihad: Los refugiados de Medio Oriente en la Unión Europea

Por D. Ríos

En la sección internacional de su versión electrónica del diario El País, se publicaba un artículo que a titulo dice “La Caravana”. Salpicado de ideas que evocan constantemente al célebre texto de Jean Baudrillard, la sociedad del espectáculo, recupero una idea que enuncia Rubén Amón en dicho artículo del diario que dice y cito:

Impasibles estábamos hasta que el mar vomitó el cadáver de Aylan. Y lo hubiéramos estado aún -la guerra empezó hace cuatro años- si no fuera porque el muchachillo parecía uno de los nuestros[1]El drama de los refugiados no se compara con la tragedia de su olvido

Múltiples lecturas se pueden desprender de esta frase poco más que lapidaria, pero a la vez conformista. La imagen a la que arguye la cita anterior, ha circulado de forma meteórica por las redes sociales y medios de comunicación, provocando un efecto “bola de nieve” que ha desencadenado desde peticiones en la plataforma de change.org para exigir a los gobiernos europeos actuar de forma inmediata ya tender a los refugiados; hasta post en páginas de Facebook o twitter que comparan la foto del niño Aylan, con las crueldades a menores en momentos convulsivos de la historia del último siglo de la humanidad.

Sin duda el poder de expresión de la ciudadanía a través de los medios de comunicación ha alcanzado un nivel tal, que ha hecho, incluso, que desde ciudades hasta gobiernos en la Unión Europea, comiencen a actuar para atender al grado de acoger a los refugiados de Medio Oriente y Asia Central. Es la era de las redes digitales. Y los medios de comunicación han adquirido un poder tal que son capaces, con una imagen, de conducir nuestro actuar para fines específicos y concretos. La imagen de Aylan arrastrado por las olas del mar a una playa, no solo constriñen el pecho y llenan de rabia nuestro cuerpo, sino también nos obliga a preguntarnos como sociedad, cómo es que hemos llegado a ese grado de deshumanismo.

Un deshumanismo flanqueado por unas concertinas que bien pudieron ser evitadas, de haberse propagado viralmente por los medios de comunicación y las redes sociales. Un deshumanismo marcado por cuatro años de indiferencia, tiempo que ha durado la guerra en Siria.

ceutaCuriosamente, revisando las iniciativas en las principales plataformas, ninguna arguye desde la muerte de Aylan, a parar la guerra en Medio Oriente. Mucho menos, ninguna arguye a parar la ayuda militar de la Unión Europea para restablecer “la paz” y la “democracia” en esa región asiática. Mucho menos, ninguna arguye al drama diario que viven los subsaharianos en las aguas del Mediterráneo. Estos últimos han pasado a ser una sombra más en los intersticios de la corta memoria de la sociedad europea y de la sociedad global. No hace mucho, el mismo diario El País, publicaba la foto de Adou, niño marfileño captado por los rayos x dentro de una maleta en la frontera de Ceuta hace apenas el 6 de mayo.

Tal como Adou, Aylan pasará a la memoria de la sociedad global. Las concertinas seguirán siendo la moneda de cambio, el mar el verdugo y las guerras interminable en Medio Oriente o en África, el pretexto perfecto para expiar en la próxima tragedia, los pecados de una sociedad que se lamenta estas tragedias, con la misma intensidad con la que contemplará esta navidad las páginas de internet para escoger los regalos en estas próximas fechas navideñas.

[1] http://internacional.elpais.com/internacional/2015/09/05/actualidad/1441451637_440489.html

apoyemos a las Patronas en su visita a España

AYUDEN A DIFUNDIR YA ES EL ÚLTIMO JALÓN las-patronas-y-una-bestia
Estimados amigos: El próximo 1 y 2 de septiembre el jurado del Premio Princesa de Asturias deliberará quién es el ganador. Durante estos meses, hemos recibido decenas de muestras de solidaridad y apoyo al trabajo que realizan las Patronas. Hoy les pedimos a todos ustedes que sumemos fuerzas indistintamente del resultado de los jueces, para construir una sociedad más justa, más humana.
EL PRÓXIMO 26 AGOSTO AL 2 DE SEPTIEMBRE LAS PATRONAS REALIZARÁN UNA VISTA A ESPAÑA CON EL OBJETIVO DE PROMOVER EL TRABAJO Y LA AYUDA HUMANITARIA LA CUAL NO CONOZCA FRONTERAS.

Para mayor información favor de contactarse al correo apoya.las.patronas2015@gmail.com

o al móvil 691794244 con el coordinador de la campaña Damián Ríos

Muchas gracias por haber confiado y hacer posible lo impensable.
ATTE. Iberoamericamigrante.

apoyemos a las Patronas a ayudar sin fronteras

cuando la solidaridad no conoce fronteras….

Cimbran las vías del tren, incluso vibra un poco el terreno donde se asienta el llamado camino de hierro, el tren está a punto de silbar…

Norma, the spokeswoman for Las Patronas, handing out food.

Con estas palabras el P. José Pinilla S.J. nos muestra que la solidaridad no conoce de fronteras. No hay acción más humana que la solidaridad con el desamparado, el necesitado, el abandonado y sobre todo, el olvidado. No mirar si has hecho el mal, no mirar si eres más o menos bueno, tender la mano, llevar esperanza y consuelo es lo que P. Pinilla nos quiere transmitir al retratar el trabajo de las Patronas.

Iberoamericana migrante, es una plataforma para que esta y otras más reflexiones sobre el fenómeno migratorio se difundan y tengan cabida, con pluralidad y sentido de apertura.

Si desean leer el texto completo del P. Pinilla les dejamos el link para que lo puedan consultar.

artículo las Patronas

Norma, the spokeswoman for Las Patronas, handing out food.